Espinaca cruda o cocida ¿Cuál es más útil?

Sus nutrientes pueden aprovecharse al máximo si se cocinan o no, lo cierto es que comer espinacas es sinónimo de saludable, para el organismo y todo dependerá de sus propiedades, al saber combinarlas para sacar provecho a sus beneficios. 

Su nombre científico es Spinaceaoleracea y forma parte de las amarantáceas y quenopodiáceas; como lo son también la quinoa, acelgas, remolachas. Cosechadas en China y Estados Unidos durante todo el año, para el consumo de la población. 

Características generales de las espinacas

Las espinacas, son verduras con más de 500 años A.C. y cuyo origen es de Persia, popular por sus nutrientes, la cual fue expandida en el siglo XIX, por América y Europa. 

Varían sus tipos de hojas anchas y jugosas en racimos. Su siembra se da en primavera y otoño en suelo a base de nitrógeno. 

Están las de hojas lisas y tiernas, vendidas en bolsas, sin tallos, y con semillas de lavar. También están las rizadas de textura firme, que se consumen cocidas. 

Otro tipo de espinaca, con las denominadas “baby”, por ser más pequeñas, tiernas y dulces. Éstas son especiales para las ensaladas. 

Las espinacas se caracterizan por poseer un alto contenido en vitamina B, siendo bajas en calorías. Ideales para aquellos que buscan perder peso. 

Espinaca cruda Vs Espinaca cocida

Las espinacas no son tóxicas si se consumen crudas; más bien, se concentra aún más su contenido de vitamina C. Pues, al pasarlas por fuego se reduce sus nutrientes.

Sin embargo, el calor puede favorecer a la absorción de betacarotenos y la liberación de toxinas.

Cuando están crudas las espinacas son poderosas como antioxidante, a favor del cutis saludable. A la vez fortalecen el sistema inmune, regulan el tracto intestinal y combaten el estreñimiento. 

Son excelentes para mujeres embarazadas, por su gran aporte de ácido fólico, sea cruda o cocida. Claro, siempre deben ser consumidas bajo supervisión del médico de cabecera, que lleve el control del embarazo. 

No se recomienda consumir espinaca cruda, cuando se padece de insuficiencia renal, porque es rica en ácido oxálico. O si la persona tiene alguna enfermedad con articulaciones. 

Igualmente, se recomienda evitarlas para los bebés menores de 2 años, por su contenido de nitrato. Pero en caso de querer hacerlo, debe consultar siempre al pediatra. 

Espinaca en el día a día 

Consumir a diario espinaca es sano, siempre que se varíe su presentación. Por ejemplo, aprovecharla para batidos, combinar con huevos a base de omelettes, panqueques, entre otras.

Además de esto, es imprescindible reservar la verdura en el frigorífico hasta el momento de consumirla, para ralentizar todo lo posible la pérdida de sus nutrientes. 

Conoce los nutrientes de las espinacas 

Su valor nutricional, de acuerdo con el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos. 

  • Agua: 91,40 g
  • Energía: 23 kcal
  • Proteína: 2,86 g
  • Carbohidratos: 3,53 g
  • Azúcares: 0,42 g
  • Calcio: 99 mg
  • Hierro: 2,71 mg
  • Magnesio: 79 mg
  • Fósforo: 49 mg
  • Potasio: 558 mg
  • Sodio: 79 mg
  • Zinc: 0,53 mg
  • Vitamina C total: 28,1 mg
  • Vitamina B1: 0,078 mg
  • Vitamina B2: 0,189 mg
  • Vitamina B6: 0,195 mg
  • Vitamina B9: 194 µg
  • Vitamina A: 469 µg
  • Vitamina E: 2,03 mg
  • Vitamina K: 482,9 µg
  • Ácidos grasos saturados: 0,063 g

Si es amante de las espinacas, debe saber que cultivarla es sencillo. Es posible crear un huerto propio, usando las semillas y sembrarlas directamente en tierra a unos 2 centímetros. 

Los suelos para la siembra deben mantener un PH de 6.7, para acelerar su desarrollo.Comer las espinacas crudas y cocidas influirá en el aprovechamiento de sus nutrientes y garantizará en el organismo un buen estado de salud. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.